conocimiento libre/cultura/información/Tecnología

Corren malos tiempos para el conocimiento (libre)

De aquí a Navidad, diversos temas directamente relacionados con la cultura, el conocimiento y la tecnología van a estar de plena actualidad en el Parlamento Europeo. Como ya sabéis muchos, la semana que viene se votará el polémico informe Harbour en sesión plenaria. El informe Harbour podría abrir la puerta a la ilegalización de las redes P2P. No contentos con ello, esta semana nos enterábamos de la propuesta de alargar los derechos de autor de 50 a 95 años tras la muerte del autor, lo que significa que las obras no estarán disponibles de forma libre para los usuarios hasta pasado un siglo. Entre tanto, la Comisaria Vivanne Redding nos expondrá el próximo 23 de septiembre su propuesta para regular los mensajes de texto de móvil, el famoso Roaming II (Roaming I se refería exclusivamente a las llamadas de teléfono).

La polémica del informe Harbour viene de lejos. En la oficina recibimos todos los días las airadas protestas del sector en defensa del informe. Se trata, cuando vienen organizadas en grupo de presión, de la industria del contenido. Sin embargo, los que duelen más son los de dueños de videoclubs, que han visto a gran parte del sector irse directamente al paro. Acusan de la precaria situación a la universalización de la Internet, el intercambio de archivos a través de redes P2P y la piratería. Se han olvidado ya de la crisis que la universalización del VHS causó en los ochenta. Aquella también fue mundial, y mandó al cierre a cientos de salas de cine sólo en España. Vimos, los que eramos un@s niñ@s entonces, desaparecer la profesión de acomodador/a. ¿Os acordáis? Pero el VHS no sólo dañó a los cines sino que dañó al cine en sí. Se acabaron las superproducciones y apareció el cine kleenex y los guiones clónicos que tantas protestas han causado. Sobrevivió… Hollywood. Perdió la cultura, perdimos tod@s.

Unos años después, el sector se repensó así mismo y ahora hay más cines en mi ciudad que videoclubs… Efectivamente. La industria de contenidos está pasando una crisis, que reformará o incluso revolucionará el sector. A la industria tradicional le faltan ideas, por ejemplo, los usuarios de internet desconfían del fraude y son reacios a dar su tarjeta de crédito o cuenta bancaria. Dicha falta de confianza se podría haber suplido con sistemas similares al pago por visión. La propia industria se podría haber apropiado del P2P: págame 50 céntimos y te dejo descargarte la peli para verla 1 vez, si me das 5 euros la puedes ver, digamos 10. Y no me das tu cuenta ni tu tarjeta: te lo cargo directamente a tu factura telefónica… Pero no lo han hecho.

La industria no esta acabada, y la gente seguirá pagando con gusto por los contenidos que le gustan y le interesan, si el mercado es justo. Los artistas harían bien en apoyar modelos de negocios alternativos y novedosos por internet (como Jamendo, a menudo he pagado con gusto por la música que me ha gustado), en vez de criminalizar a sus clientes.

Os iré comentando cómo salen las votaciones, y si al final gana la libertad de la cultura y el conocimiento.

4 pensamientos en “Corren malos tiempos para el conocimiento (libre)

  1. La fórmula de pagar por el número de veces que se ve una peli no me parece válida. Hablamos de contenidos digitales, y para gestionar eso deberían de implantar un sistema de gestión de derechos que me controle cuantas veces la he visto. Llegará un momento en que tengas un archivo en el ordenador que es inutilizable. Para mi, eso es restringir el acceso a la cultura. Y a ver lo que tardan en hackearlo y redistribuirlo gratis, es ponerle una puerta al campo.

    Desde luego que la industria ni se ha adaptado a los nuevos tiempos, ni lo está haciendo ahora, y de acuerdo con que el mercado no es justo. Pero creo que tampoco nos corresponde a nosotros solucionarles su modelo de negocio. Podemos poner sobre la mesa que tienen que respetar nuestros derechos: a compartir, a acceder, a poder oir la música en cualquier dispositivo que queramos. Pero luego que se lo curre la industria para poder hacer dinero con esas bases. ¿Conciertos? ¿Merchandising? ¿Cajas de CD/DVD con extras? Lo que quieran, pero que no me pongan un límite al número de veces que puedo escuchar una canción.

    Hay gente ahí fuera haciendo negocio con el software libre, algo que puedo bajarme, copiar, distribuir, libremente. Estaría bien promocionar una cultura que fuese igual de libre. Si me compro una película, que la pueda usar las veces que quiera y como quiera y para lo que quiera, estudiarla, distribuir copias de la misma, y hacer obras derivadas. Eso sería cultura libre. Y la industria, con esa base, que se busque la vida.

  2. Boronat dijo: “Si me compro una película, que la pueda usar las veces que quiera y como quiera y para lo que quiera, estudiarla, distribuir copias de la misma, y hacer obras derivadas.”

    Pero entonces estás de acuerdo con que hay que comprarla? Si el modelo es intercambio gratuito como en el software libre, no hay beneficio. Sin embargo está demostrado que el sw libre es más eficiente e incluso rentable. Es la músical (y el cine) libre más rentable? Cómo se hace?

    Por supuesto que no es tarea del usuario reformar la industria, pero si de los (las!) polític@s proponer soluciones y no estar siempre en contra de todo, que eso se nos da muy bien a los verdes.

    Cómo defendemos el derecho de copia sin mandar a un montón de gente al paro? Es una pregunta importante para l@s polític@s. Si mandas gente al paro pierdes votos, y dar libertades civiles por lo visto aún no está tan bien visto, dado el número de diputados verdes en las cortes, ;-))))

    En fin, en cualquier caso, recordar a los críticos con el sistema que las nuevas tecnologías, incluído el P2P, también dan mucho trabajo a mucha gente (estaría bien contabilizar eso) y que el P2P no está sólo para el intercambio de archivos mal llamados “ilegales”, sino que también puede jugar un papel fundamental en la transferencia de tecnología, conocimiento y “know-how” a los países en desarrollo.

    Me voy a casa a pergeñar un post sobre lo bien que le va a la economía mundial… a ver si se me ocurren formas de sortear la crisis.

  3. ¿Estoy de acuerdo en comprarla? Depende.

    Pongamos que estoy en casa y quiero ver una película. Puedo comprarla en i-Movies (cuando lo inventen) o bajarmela del Emule. ¿Por qué iba a comprarla si la puedo obtener gratis? Ahí es donde tienen que ponerse las cabezas pensantes a funcionar:
    – Porque en i-Movies tengo un catálogo completo que es muy fácil de buscar
    – Porque en i-Movies tengo subtítulos en 14 idiomas
    – Porque si la veo por i-Movies me regalan un póster
    – Porque me ofrece de mano la mejor calidad, y por el eMule igual me bajo una porno, o una cortada, o vete tu a saber.
    – Continúe aquí su brainstorming

    Si tengo todo eso, entonces quizá no me baje la peli del eMule. Y no renuncio a mis derechos sobre la película, pero no me merece la pena el esfuerzo de bajármela. Ya no pago por el producto, sino por la comodidad. Como en tantas otras cosas en el mundo físico: los tomates de la tienda de enfrente son más caros que los de la que está a un kilómetro, que igual son hasta gratis, pero no me apatece andar cargando con ellos.

    El modelo de intercambio gratuito de canciones sí que puede producir beneficios. Por ejemplo Radiohead, que puso su álbum en descarga libre y obtuvo record de beneficios: http://en.wikipedia.org/wiki/In_Rainbows#Release

    O Aloud Music, una discográfica que pone su catálogo en abierto, con el objetivo de que sus grupos se conozcan más. http://www.aloudmusic.com/descargas.php

    Con todo eso, ¿seguiría pagando por un disco de música? Puede, si tengo que hacer un regalo, por ejemplo. Entonces sí que me compro incluso el disco rojo de los Beatles, si incluye el último documental de la BBC sobre los de Liverpool, y un libreto con las letras currado, etc. Aunque las canciones me las sepa de memoria.

  4. Pingback: El Parlamento Europeo vota las “enmiendas-torpedo” que rechaza Internet en Radiocable.com

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s